¿Como sali de mi Zona de Confort

 Breve Reseña Personal

20170715_093155

Actualmente de llaman Viajera Empedernida pero mi nombre es Ámbar, una soñadora fiestera, a la que le gusta transformar sus sueños en realidad. Pertenezco a una pequeña isla de ensueños llamada “República Dominicana”.

¿Quieren saber algo curioso? me crié a punto de arroz, habichuela, carne, pescado frito y mucha música tropical. Tengo 24 años, estudie Administración de Empresas Turísticas y Hosteleras y actualmente resido en Italia pero me considero una ciudadana del mundo.

El impulso que me motivo a salir de mi Zona de Confort

20170714_143055-1

Todo inicia en la universidad cuando nos comunicaron dos cuatrimestres antes de finalizar la carrera que, podíamos realizar nuestra pasantía fuera del país. Para mí fue el mejor comunicado que había escuchado durante casi 3 años de carrera JaJaJa de verdad, fue tan así, que ese mismo día inicie a investigar sobre visa, lugares y hoteles ( todo el proceso lo debíamos hacer nosotros mismo, porque la universidad solo nos daba la autorización, ya que, ellos no tenían relaciones de intercambio para pasantías).

En ese periodo solo veía por doquier “ES LA OPORTUNIDAD DE EXPLOR, SALIR DE MI ZONA DE CONFORT Y SACIAR ESTA SED DE CONOCER OTRAS PARTES DEL MUNDO” aunque en ese momento recibí más cosas negativas que positivas, pero esas cosas negativas no las escuchaba, porque como propósito ya tenía claro que ese era mi momento de saltar, de dar un paso más.

Dure tres meses con todo los procesos que tenía que hacer, en la embajada no me la pusieron fácil (en ese momento muchos buscaban visa y llevaban papeles falsos, había mucha cautela). El hotel, a pesar que mande miles de correos a hoteles en España y Sudamérica les digo la verdad, solo me respondieron tres JaJaJa pero lo importante es que con perseverancia y paciencia conseguí cumplir mi propósito. Una de las cosas que siempre recomiendo es ser muy perseverante en la vida.

                                 El viaje que cambio la perspectiva de mi vida              

Siempre soñaba viajar a Europa porque me llamaba la atención su diversidad cultural, monumentos, historias y antigüedad.  Mi primer destino fue Valencia, España allí tuve tres meses trabajando en el Hotel Luz Castellón, un hotel de negocios, en medio de una pequeña ciudad, donde me trataron sumamente bien, me hicieron sentir parte de ellos y en ningún momento sentí racismo, que es un tema importante para nosotros los extranjeros y sobre todo de color. Muchos tienen miedo de salir de su zona de confort por este u otros temas o simplemente por pensar que las cosas no podrían ir bien, lo negativo lo debemos dejar en casa y salir con positividad y seguridad de sí mismo.

20170815_125228

Les cuento que lo más difícil de esta experiencia no fue el cambio de horario o tener que estar 3 meses sola, lejos de mi familia y amigos, pues NO, lo dificultoso fue llegar en invierno, si, ¡inviernooo! Imagínense, una caribeña por primera vez en Europa, en Invierno. Que difícil, que circunstancias hahaha… el horario también fue una situación incómoda el primer mes, me dormía a las 3 y 4 de la madrugada para ir a trabajar a las 8:00am, andaba sonámbula ahaha, mi estrategia para resolver este problema fue no dormir cuando salía del trabajo, me quedaba dando vuelta por la ciudad y mi compañeros de trabajo me invitaban a salir. Algunos fines de semana no trabajaba y aprovechaba para explorar la ciudad y otras ciudades cercanas. Fue un periodo increíble que no olvidare, hice nuevos amigos porque no importa donde este, siempre y cuando conviertas ese lugar en tu casa aunque sea solo por un día, esta experiencia cambio mi modo de ver las cosas, de convertir lo malo en bueno, de apreciar esas pequeñas cosas que no cuentan nada y  lo más importante a ser humilde, las cosas materiales no son nada, lo que cuenta es lo que vives al día a día y no pensar si en un futuro hare esto o esto, si no hacerlo hoy porque el mañana es incierto.

Al finalizar las prácticas me fui por unos días a Madrid y desde ahí tome un vuelo a Italia para visitar a mi madre por tres meses. Obviamente mis planes era regresar a República Dominicana, pero mi madre inicio a investigar sobre los documentos para yo poder permanecer en Italia legalmente. Tomar la decisión de quedarme en Italia e iniciar desde cero me asustaba un poco, tenía muchas preguntas, muchas dudas, pensaba a mis amigos y la vida que ya tenía hecha en Punta Cana. Pero también pensaba en la oportunidad que podría tener en un nuevo país, la ocasión de viajar y conocer más de este mundo tan grande e increíble que tenemos a nuestro alcance.

Viajar y la experiencia que tuve en España fue lo que me impulso a quedarme e iniciar una nueva vida, porque viajar se había convertido ya en mi mejor aliado, lo inicie a ver como un estilo de vida, ¡es como la vida! con el tiempo nos va transformando, nos va descubriendo, es una forma nueva de afrontar los días, meses y años. Vivir y viajar para mi es lo mismo, elegir un camino y avanzar, chocarse con el entorno y adaptarse, encontrar una fórmula que nos brinde felicidad, libertad y conocimiento, o lo que sea que busquemos en este viaje. Viajar se ha vuelto mi medicina en contra del enfermizo ritmo de vida que nuestras sociedades adoptan y nos imponen.

2 Comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s